Analizan pensamiento crítico, marxismo y teoría de la revolución

  • Lunes 28 de Octubre de 2019 | 02:29pm

Redacción: Alvaro Carbajal

Fotografía: Gerardo Sánchez  

El Dr. Wilder Pérez Varona del Instituto de Filosofía de Cuba ofreció la conferencia Pensamiento Crítico, marxismo y teoría de la revolución. La actividad se desarrolló en el marco del cierre del Encuentro Anual de Filosofía que realiza el Departamento de Filosofía.

                Pérez Varona planteó como pregunta de análisis qué se entiende por revolución de lo cual sostuvo que la historicidad clásica del concepto se remonta a los sucesos de la revolución francesa como primer referente moderno del término.

                Sostuvo que debe entenderse por revolución como el proceso político social de la disolución de la antigua sociedad y poder; posteriormente en 1917 con el proceso de revolución bolchevique surge un nuevo concepto de revolución como el proyecto político de los comunistas organizados en partidos políticos revolucionarios y que se conoce como el proyecto social de transformación humana más ambiciosa y profunda que hemos presenciado.

                Subrayó que revolución es la subversión de la dominación del sistema capitalista por una lucha de clases dirigida por el proletariado y la instauración de un nuevo orden social comúnmente conocido como socialismo.

                El académico cubano  realizó un balance histórico de lo que fueron los procesos revolucionarios del siglo XX que el intento de transformación del orden capitalista mundial tuvo determinadas limitaciones que pueden ser leídas como fracasos pero a la vez como aprendizajes y es lo que justamente pretende con su conferencia.

Uno de esos fracasos es que con el estalinismo le regaló el concepto de democracia al capitalismo, en tanto que el contenido social que podía tener era el resultado de luchas de los oprimidos y que a partir de los años 30 y 40 identifica por excelencia al capitalismo, la sociedad burguesa, lo cual fue una falacia.

Para Pérez Varona el autoritarismo y la inercia burocrática que caracterizó a ese tipo de socialismo fue en detrimento del poder y de los espacios de participación de las mayorías sociales que pudiera ser la transición de un Estado burgués capitalista a un Estado absorbido por la propia sociedad y cimientos de una nueva cultura de liberación, humana y social.

El profesor cubano al contextualizar el concepto de revolución argumentó que en el siglo XXI el papel de los gobiernos progresistas reabrió la discusión sobre el socialismo y lo hace desde una idea que es fundamental, destruir la idea de que existe un solo modelo, un solo paradigma de cómo construir la revolución y el socialismo.

Lo anterior, invita a precisar de qué se habla, y desde dónde se habla, impide discursos en nombre del socialismo como algo monolítico e insuperable, plantea la idea de un socialismo no solo como alternativa al capitalismo sino alternativa a sí mismo porque la crítica del capitalismo no exime la crítica a las ideas, a las formas de la política revolucionaria.

Pérez Varona más adelante explicó los procesos revolucionaros vinculados a la idea de la violencia en la cual la subversión concebida como el acto violento, un imaginario revolucionario del siglo XX que se legitima así: 1. La violencia revolucionaria como insurrección o toma del poder, es la violencia legítima por la que el pueblo en armas alcanza el poder, es la violencia colectiva contra los explotadores y sus aparatos coercitivos.

2. La violencia dictatorial que es la represión desplegada por el nuevo poder contra intentos contrarrevolucionarios de las antiguas clases dirigentes, es también conocida como la dictadura del proletariado o proceso de desmantelamiento del viejo aparato estatal.

3. La violencia transformadora que es el proceso de transformación radical no del Estado sino del conjunto de la sociedad en la creación de nuevas relaciones sociales, y 4. La violencia política que es el control del poder y la estabilización de la unidad revolucionaria al interior del partido y del aparato del Estado.

Pérez Varona también se refirió a la crisis de la política como subordinada al Estado que es la dependencia de la estrategia revolucionaria del modelo del Estado, la estatización de los medios de producción que es la medida que separaba al capitalismo del socialismo y que no representa la socialización de la producción.

Finalmente, el académico habló que la lógica del capitalismo es reinstalada no en términos de propiedad sobre los medios de producción y poder económico concentrado sino en términos de administración monolítica de los medios de producción y poder político concentrado.

Pérez Varona concluyó que la estatización de los grandes medios de producción, de la banca y del comercio no instaura un nuevo modo de producción ni instituye una nueva lógica económica, no socializa la producción, propone que si no se asienta la soberanía nacional como base y fundamento de un nuevo orden social, no se hace la revolución en nuestras regiones, citó el caso de Cuba. 

La conferencia de cierre del Encuentro Anual de Filosofía tuvo lugar en el auditórium de la Facultad de Ciencias Agronómicas el jueves 24 de octubre de 2019.