Ciencias y Humanidades conmemora legado del rector mártir Félix Ulloa

  • Martes 31 de Octubre de 2017 | 02:27pm

Redacción: Alvaro Carbajal periodista de la Unidad de Comunicaciones

El Decanato de la Facultad de Ciencias y Humanidades a través del Comité Pro-memoria Histórica que integran ASAUES, SITRAUES, CPU y ahora SETUES base Humanidades, conmemoraron el 37 aniversario del asesinato de Félix Antonio Ulloa, rector mártir. Ulloa fungía como rector de la Universidad de El Salvador (UES) en 1980 cuando fue ametrallado a manos de un escuadrón de la muerte el 28 de octubre de 1980 y falleciera el 29 de octubre del mismo año.

                El acto conmemorativo tuvo lugar en la sala de conferencias del edificio Alejandro Dagoberto Marroquín el 30 de octubre, a través de un conversatorio con el Dr. Mauricio Ulloa y el Lic. Félix Ulloa (ambos hijos del rector mártir), quienes contaron anécdotas y experiencias vividas con el ex rector de la UES.

                Félix Ulloa hijo al dirigirse a los asistentes a la actividad agradeció por conmemorar a un universitario, académico y profesional entregado a la causa universitaria que es la causa del pueblo como lo fue el rector mártir, el Ing. Félix Antonio Ulloa.

                Ulloa hijo evocó una frase del rector mártir “Dichosos los pueblos que honran (recuerdan) a sus muertos, pues ellos vivirán para siempre”, la frase forma parte del discurso que ofreció cuando otorgó el Doctorado Honoris causa Pos Morten a Monseñor Orcar Arnulfo Romero.

                Félix Ulloa hijo, dijo que a su padre se le recuerda por otra frase muy conocida “La Universidad de El Salvador se niega a morir”, con motivo de la intervención militar de la UES en 1980 y que obligó a la Alma Máter al exilio y fue el rector Félix Ulloa  quien dijo que la universidad no son los edificios ni las aulas, sino el espíritu de los universitarios.

                Agregó que su padre logró graduarse de profesor de instrucción pública a los 16 años y para poder trabajar en el cantón El Nancito, Lolotique, San Miguel tuvieron que habilitarle dos años porque no tenía la edad y así fue como inició como profesor rural de primaria y como él logró superarse.

                Agregó que su padre pasó por la Escuela Normal Superior donde fue muy amigo y compañeros de lucha de Mélida Anaya Montes, para luego graduarse de ingeniero, por sus notas y currículum se ganó una beca para estudiar en el Instituto Tecnológico de Georgia EE. UU., al regresar se hizo cargo de la Escuela de Tecnología Industrial de la Facultad de Ingeniería y en 1970 el Frente Universitario Revolucionario de Ingeniería y Arquitectura (FURIA) lo postulan para decano de la Facultad.

                Fue en 1979 que lo eligen como rector de Universidad de El Salvador, cuando el conflicto armado se había agudizado en el país, donde el único espacio seguro para las organizaciones del movimiento popular era el campus universitario por el respeto a la autonomía universitaria, y el lugar emblemático donde se fundaron muchas organizaciones era el auditórium de derecho, ahí fue la fundación del Frente Democrático Revolucionario (FDR), recuerda Félix Ulloa hijo.

Por su parte, el Dr. Mauricio Ulloa, también hijo del rector mártir, reflexionó que la mejor forma de recordar a su padre es desde la función que toque, si es estudiante, ser un buen estudiante, si es docente, ser un excelente docente y si es un trabajador, un buen trabador con eso honran su memoria y el heroísmo que mostró Félix Ulloa durante su rectorado.

Mauricio Ulloa recordó sus anécdotas vividas en la Universidad de El Salvador para que le otorgaran el reconocimiento de rector mártir al Ing. Félix Antonio Ulloa durante el rectorado de la Dra. María Isabel Rodríguez y lo que le tocó andar para ser escuchado, agregó  que cuando puso la denuncia en la Fiscalía General de la República para que se investigue el asesinato de Félix Ulloa padre, fue  acompañado por un representante estudiantil y el Instituto de Derechos Humanos de la UCA.

Mauricio Ulloa dijo que la Universidad de El Salvador es la más heroica del mundo porque cada ladrillo que la compone está manchada de sangre de muchos valientes universitarios: autoridades, docentes, estudiantes y trabajadores que dieron su vida por la liberación del pueblo salvadoreño, “Eso debe llenarnos de mucho orgullo”, concluyó.    

El Lic. José Vicente  Cuchillas Melara decano de la Facultad dijo que el Ing. Félix Antonio Ulloa  fue asesinado por los enemigos de la cultura, la democracia y la libertad, fue un escuadrón de la muerte de la dictadura militar de aquel entonces quien lo asesinó.

El Decano agregó que su crimen fue un magnicidio, un delito de lesa humanidad que hasta la fecha sigue impune y que sin duda con su asesinato trataron de callar su voz de la razón, y la democracia.

Finalmente, Cuchillas dijo que hacer un homenaje al Rector mártir Félix Ulloa en este momento histórico se convierte en una oportunidad de oro para que los universitarios puedan dar un golpe de timón a la conducción del Alma Máter y trabajar para sacarla del estancamiento en que se ha mantenido por casi dos décadas.