Universitarios participan en encuentro anual de educación inicial

  • Lunes 12 de Noviembre de 2018 | 04:23pm

Redacción: Alvaro Carbajal periodista de la Unidad de Comunicaciones

Fotografías: Vladimir Fermán

El Departamento de Ciencias de la Educación en coordinación con la Red de Educación Inicial y Parvularia de El Salvador (REINSAL) realizó el Encuentro Anual de Educación Inicial. La actividad tuvo lugar en el Auditórium de CENSALUD el lunes 12 de noviembre del año 2018.

                El Maestro Oscar Wuillman Herrera Ramos jefe del Departamento de Ciencias de la Educación realizó la inauguración de la actividad y destacó la importancia de la educación inicial y su impacto en los primeros mil días de vida de un niño y lo que aporta al desarrollo integral del ser humano en el desarrollo de sus potencialidades.

                Agregó que hay un estudio que determinó que la nutrición en la etapa preescolar es determinante para identificar problemas de diabetes y de enfermedades futuras, por lo tanto en la actualidad en tema de la educación inicial, el desarrollo psicológico y nutricional es determinante, por lo tanto el deber de un maestros es comprender qué es la neurociencia, dijo Herrera Ramos.

                  Durante el Encuentro de Educadores la Maestra Brenda Gallegos, docente de la Facultad de Medicina ofreció la ponencia Nutrición infantil y rendimiento escolar en la que destacó la importancia de la nutrición en los primeros mil días de nacidos y su impacto en el rendimiento escolar.

                Gallegos partió de una sentencia de Thomas Edison, sostiene que el doctor del futuro no tratará más sus pacientes con drogas, curará y prevendrá enfermedades con nutrición, esto se ve en la actualidad con el padecimiento de enfermedades crónicas como la hipertensión y la diabetes producto de la obesidad y sobrepeso y antes de los años ochenta era la desnutrición.

                Explicó que la alimentación es un proceso educable que puede modificarse, va a condicionar la nutrición como proceso metabólico y anabólico que convierte en los nutrientes en un estado nutricional óptimo.

                Añadió que la nutrición se constituye en un derecho humano como lo declara la Convención Universal de los Derechos del Niño y se concibe inalienable, pues se adquiere desde el momento de la concepción y está contemplado además en la Agenda 2030 en el  segundo de los 17 objetivos de desarrollo sostenible.

                Gallegos sostiene que la alimentación es un derecho plasmado en la Declaración Universal de Derechos Humanos que dice Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado, a su familia, salud y bienestar en especial alimentación, vestuario, vivienda, asistencia médica y servicio social.    

                La nutricionista lamentó que a pesar de los compromisos internacionales y el país es suscriptor, en la Constitución de la República no esté contemplado la alimentación y el agua como un derecho, lo cual debe ser expresado y contemplado en la ley a para asumirlo como tal.

Dijo que todos esos derechos se materializan en la familia y para garantizar una nutrición adecuada tiene que tener disponibilidad de alimentos, la accesibilidad económica y el consumo responsable que pasa por tener educación básica sobre nutrición.

    Para Gallegos la lactancia materna es de vital importancia para el desarrollo integral del niño y que la madre debe tener una alimentación adecuada para nutrir al recién nacido, por ello la educación en la madre desde la concepción es clave y el problema de la nutrición es un fenómeno integral que debe ser abordado por el sociólogo, el nutricionista, el médico, psicólogo y el educador.

Brenda Gallegos concluyó que la leche materna es el mejor alimento durante los primeros seis meses de vida, es un alimento protector, además la alimentación se constituye en un hecho afectivo de madre a hijo, la higiene es fundamental, hay que satisfacerle sus preferencias en cuanto a gustos de alimentos.

Agregó que si la alimentación se constituyera en un derecho tendríamos que tener la garantía de tener una alimentación variada que permita un aporte de proteínas siempre en nuestros tiempos de comida para asegurar el zinc que está contenido en las proteínas y que nos permitiría alcanzar la estatura adecuada.

También la diversificación de frutas y verduras que nos brinden las vitaminas que contribuyan al crecimiento y al desarrollo neuronal, a las interconexiones de fibras nerviosa y tener los índices de anemia bajo para tener un rendimiento escolar, y que esto pasa por las condiciones económicas de la familia, el ambiente pedagógico adecuado en resumen todas las determinantes.           

                Durante el evento se desarrollaron otras dos ponencias: el Lic. Boris Iraheta que desarrolló el tema de los altos índices de obesidad en la niñez salvadoreña (ver nota aparte: http://www.humanidades.ues.edu.sv/articulos/estudio-se%C3%B1ala-altos-niveles-de-obesidad-y-baja-autoestima-en-ni%C3%B1ez-salvadore%C3%B1a?fbclid=IwAR3CX-dBa_FtvLkNI47DcGCudLduverdwfkdgj8RS9NslAJdrKHAad_Milg), y el Lic. Godofredo Aguillón que desarrolló el tema de migración, un fenómeno de actualidad.